Los clientes del Servicio Oficial valoran muy positivamente la marca del fabricante de coches que cohesiona la Red. Les permite anticipar una experiencia de cliente, de calidad y servicio, homogénea y satisfactoria en cualquier punto de la geografía donde se encuentre con un Servicio Oficial de esa marca. Sin embargo, el reverso de esa experiencia de cliente son unos elevados estándares de calidad, unos requerimientos establecidos por las marcas, cada vez más elevados, que se traducen en importantes inversiones. Unas inversiones que deben guiarse por el principio de proporcionalidad y rentabilidad del Servicio Oficial ante la marca, como garantía de la prestación al cliente de unos servicios de calidad a precios competivivos. Así explica José Antonio Guerra, presidente de la Asociación Española de Servicios Oficiales BMW y MINI (ANSOBEMI), algunas de las inquietudes de los empresarios a los que representa, con motivo de la convocatoria del I Congreso Online de la Federación de Asociaciones y Servicios Oficiales de Automoción (FAGENAUTO) que tendrá lugar el próximo 2 de julio, entre las 10 y las 12 de la mañana.

“La rentabilidad es una de las cuestiones que más ocupa y preocupa a los empresarios de la Agencia y el Servicio Oficial. El elevado nivel de servicio que nuestras empresas ofrecen a los automovilistas de toda España, independientemente del territorio al que nos refiramos, implica un coste en ocasiones algo alejado de la realidad de socioeconómica del entorno. Hay que trabajar por un principio de proporcionalidad en los requerimientos de las marcas, de manera que sean efectivamente percibidos como una inversión y no como un gasto”, comenta el presidente de ANSOBEMI, Asociación miembro de FAGENAUTO que aúna a más del 90% de los Agentes y Servicios Oficiales BMW y MINI.

En palabras de José Antonio Guerra, “los Agentes y Servicios Oficiales de Automoción han realizado cuantiosas inversiones a lo largo del tiempo para adaptarse, cuando no anticiparse, a las expectativas del cliente de la Red. Eso incluye no solo todo lo relativo a la imagen, sino muy especialmente a los conocimientos técnicos, cada vez más avanzados y diversos, que el personal de nuestras empresas tienen que tener tanto para asesorar a un cliente de vehículo nuevo o de ocasión, como para resolver con la máxima solvencia técnica cualquier mantenimiento o reparación. Adquirir ese conocimiento en tecnologías en pleno desarrollo como son las del coche conectado, autónomo o electrificado y eléctrico representa importantes inversiones. Y lo mismo sucede con la adecuación de la propuesta de soluciones del Agente y Servicio Oficial a las nuevas formas de consumir movilidad que demandan los clientes. Desarrollar un sistema de coches de sustitución  o de car-sharing con tus vehículos de ocasión suponer desarrollar tu nivel de servicio o mejorar la variedad de tu oferta al cliente, pero también, siempre, enfrentar una inversión. Con todo, nuestras empresas están acostumbradas a hacerlo. Sólo queremos, cuanto esas mejoras se propician desde la marca, que se tenga en cuenta un principio de proporcionalidad de la inversión ligada a la rentabilidad generada por la misma”.

A propósito del I Congreso Online de Agentes y Servicios Oficiales de Automoción convocado por FAGENAUTO para el próximo día 2 de julio, el presidente de ANSOBEMI, subraya la idoneidad del momento: “En pleno proceso de transformación del sector y de nuestras empresas, con numerosos cambios tecnológicos que modifican la idea que teníamos de los coches, de su uso incluso, y la necesidad acelerar la digitalización de nuestros negocios para mejorar nuestros procesos y ser más eficientes, la crisis del COVID ha venido h generar nuevas incertidumbres. Por eso, este Congreso de FAGENAUTO llega en el momento adecuado, cuando más falta hace pararse apenas un momento, tirar una foto de los que somos y otra del paisaje sectorial y socioeconómico en el que desarrollamos nuestra actividad, con perspectiva, anticipando los nuevos cambios que se avecinan, y reflexionando sobre las mejores estrategias y modelos de negocio para garantizar el crecimiento sostenido y rentable de nuestras empresas”.